Encuentro con otras religiones : Fuentes de Misericordia

 del Padre Patrice Chocholski

¿Cómo surgió la idea de compartir la Misericordia de Dios con musulmanes y miembros de otras religiones ?

En nuestra pequeña asociación "Familia de Misericordia", somos ahora varios grupos en la región francesa de Ródano-Alpes, donde reunimos una vez a la semana para compartir la Biblia sobre la misericordia, un intercambio que conduce a la oración y a la acción. Es siempre una hermosa experiencia juntarnos en estas "Escuelas de Misericordia" para experimentar el desafío que ofrece la Palabra de Dios. Nos preguntamos, "¿Qué nos dice el pasaje de las escrituras ?, ¿qué nos quiere decir Dios sobre su Misericordia aquí ? ¿Cuál es nuestra respuesta al Señor cuando nos invita a compartir su misericordia ?" Cada encuentro es un desafío. No siempre resulta fácil. Pero siempre es algo nuevo (como el amor). Y siempre es un momento para pasar juntos, maravillosamente enriquecedor y satisfactorio.

Sin embargo, durante una conferencia que di en Paray-Le-Monial, sobre el Domingo de Divina Misericordia en el año 2002, le sugerí a ala audiencia que "ampliaran sus carpas de Misericordia" Había basado mi charla especialmente en los escritos del Padre Christian de Chergé, Padre Prior de Tibhirine, Algeria, asesinado en 1996 en compañía de sus monjes por terroristas. Una vez dijo : "(Cristianos y musulmanes), hay una urgente necesidad en todos nosotros de entablar una mutua misericordia. Una "palabra común" que viene de Dios y nos invita a esto. Es por cierto la riqueza de la misericordia de Dios que se manifiesta cada vez que humildemente entablamos la necesidad de aquello que la fe de la otra persona dice sobre la misericordia, y más aún, cómo vive su misericordia. Este éxodo hacia la otra persona no puede, bajo ningún modo, alejarnos de nuestro viaje hacia la Tierra prometida, si en verdad es cierto que nuestros caminos están destinados a converger cuando es la misma sed lo que nos atrae al mismo pozo. ¿Hay algún modo de saciar la sed mutua de cada uno ? Esto solo puede saberse al probar el sabor del agua. En verdad, el agua viva es aquella que nadie puede contener o hacer fluir. El mundo sería menos desierto si pudiéramos reconocer una vocación común, para multiplicar las fuentes de misericordia en nuestro camino. ¿Y cómo podemos dudar de esta vocación si permitimos a aquel que es Todo Misericordioso a que nos llame a sentarnos juntos a la mesa, la mesa de los pecadores ?, Oh, ustedes, hombres buenos de este Libro, vengan y compartan nuestra vocación común. El tesoro de Dios es el Pan que solo puede ser saboreado como una multitud".

Para sorpresa mía, esta sugerencia fue tomada muy en serio por Monique, a quien casi no conocía y quien ha empezado un camino de consagración en la familia de la Misericordia desde entonces. Ella conocía algunos musulmanes que podían responder al llamado. En realidad, se le ocurrió pensar en un Imán y uno de sus amigos llamado Abd errahman (que en árabe significa Sirviente del todo Misericordioso) El primer encuentro con ellos fue plenamente prometedor. Como resultado, decidimos juntar a nuestras respectivas comunidades (parroquia y mezquita) para discutir temas iluminados por el misterio de la Misericordia de Dios. Nos empezó a gustar tanto tener estos encuentros que ahora nos reunimos una vez al mes. No hay ambigüedades : el líder de cada comunidad desarrolla el tema basado en su propia tradición (alrededor de 15 minutos). Luego sigue un momento de compartir, comenzando con nuestros respectivos textos sagrados. Por lo tanto, nos enriquecemos mutuamente con la misericordia y al mismo tiempo cavamos fuentes que nos permite acceder a un Solo Dios con diferentes enfoques. El Único Dios, que siempre es mucho más grande en Misericordia que cualquier cosa que podemos decir sobre Él. ¡Y el agua que compartimos (con profundo respeto por nuestras diferencias) es siempre refrescante !

Naturalmente, trabajamos para crear un clima de confianza desde el principio. Esta confianza creciente le permite a cada uno de nosotros expresarnos, con respeto, y ser fiel a las diferentes tradiciones de fe que representamos. En esta búsqueda común de la misericordia, el diálogo se vuelve una proclamación, con todos los frutos conocidos y desconocidos (por nosotros) que produce la gracia del Señor. Para nosotros los cristianos, el verdadero Rostro de la Divina Misericordia es el Hijo Único de Dios. Nunca dejamos de hablar sobre la Belleza de la Palabra de una manera u otra. "¡Hablen de mi Misericordia al mundo entero !" es cómo Faustina recibió su misión del Señor, y que ella transmitió a la Iglesia. En verdad, (es nuestra fe y nuestra experiencia) solo la Iglesia puede presentar a quien es Misericordia Absoluta al mundo. ¡No en vano la Iglesia es católica ! Y cuanto más vivimos en la humildad de los Misericordiosos de esta vida, más brillará la Misericordia. ¡En verdad, debemos hacernos pequeños para que ÉL pueda crecer !
Desde el nacimiento de las Fuentes de Misericordia, otras iniciativas han visto la luz del día, iniciativas compartidas y apoyadas por el Director de los Musulmanes de toda la provincia. También estamos organizando intercambios sobre la Misericordia en escuelas e incluso en el gobierno

Recientemente, aquí en la región de Drome (que fue transmitido por France 3), nos hemos estado preguntando : "¿Es posible que el Dios Único nos esté llamando a una "misión en común" ? Y si es así, ¿cómo y cuánto ?". Todos concordaron que tendría que ser una misión de Misericordia, una misión del Dios Misericordioso. ¿Soñamos esto ? ¡Esto significaría que ser misioneros de la Misericordia no solo estaría reservado a los cristianos !